Una vuelta por las Salinas de Boyeruca | Región del Maule.

TAMAÑO-TIPO-DE-FOTO32

Las Salinas de Lo Valdivia se encuentran ubicadas en la división entre la VI y VII región, en la comuna de Paredones, sobre la ribera norte de la laguna litoral de agua dulce que desemboca en la localidad costera de Boyeruca.

Este paisaje Productivo se viene consolidando desde  épocas prehispánicas, y corresponde no solo a un patrimonio cultural, social y económico, sino que también a un sistema de vida, en donde las tradiciones han sido transmitidas de generación en generación, construyendo un rasgo identitario propio de la zona.

5

Haciendo un poco de historia, es destacable que los primeros habitantes de este lugar fueron capaces de observar y comprender las características morfológicas así como las transformaciones de este territorio para sacar provecho de los elementos y componentes naturales presentes en la zona. Esta relación armónica del hombre con su territorio – en cuanto a la interacción de la necesidad de subsistencia con el lugar donde se habita – ha sido el eje fundante de la existencia de los centros poblados que se encuentran aquí.

10

A modo de ejemplo se puede constatar que la importancia de un bien natural – la sal – surgido desde las singularidades del lugar ha permitido la subsistencia estable de las comunidades y ha propiciado el desarrollo de una actividad económica primaria.

Para el desarrollo de la actividad ha sido necesaria la adaptación del paisaje mediante la alteración de sitios de naturaleza agreste en pos de permitir los procesos de extracción de los que vive un alto porcentaje de la población. Para esto, se le otorga un rol fundamental al mar como fuente y a la tierra como receptáculo.

3

Este sistema de extracción de sal consiste básicamente en construir cuarteles en el suelo que son llenados con el agua salada que entra desde el Océano Pacifico. A partir del llenado inicial, se espera la paulatina evaporación del agua y se complementa con el vaciado por parte de mano de obra específica que termina la obra que la naturaleza comienza. Dicho proceso permite obtener la sal que posteriormente la cual es acumulada en grandes montones que luego son almacenados en galpones construidos con maderas del lugar, con un sistema constructivo espontáneo y con técnica propia.

7

En este lugar es posible apreciar la intervención de un territorio agreste a partir de la necesidad de subsistencia, y su valor radica en el cruce de funciones entre naturaleza y singularidad propia de un lugar específico y la mano del hombre que aporta para su bien propio la técnica y el oficio.

1
DSC_0303
12

Aduana Los Queñes.

Monumento Nacional

Descripción:

Esta construcción data del siglo pasado, cumpliendo en 2020, 160 años de antigüedad. Está ubicada en un paisaje montañoso entre los ríos Teno y Claro en la comuna de Romeral. La Aduana controlaba el paso del ganado que provenía desde Argentina, caracterizándose por su imponente fachada de castillo medieval con propiedades de fortaleza. Hito de singular belleza, que forma parte de la identidad local.

Historia:

Los Queñes es un poblado ubicado en la comuna Romeral, conocido por ser uno de los pasos cordilleranos de más baja altitud, siendo utilizado ya en épocas precolombinas. En este lugar se construyó la Ex Aduana de los Queñes, dependencias que funcionaron entre 1860 a 1960, controlando el ganado que ingresaba desde Argentina. Esta construcción fue recibida en 1864 por Manuel García, ingeniero de la provincia de Colchagua y representante de la Intendencia. Este inmueble insinúa un castillo medieval por su imponente fachada y macizos muros, elevándose 10 metros sobre el camino, caracterizándose como una fortaleza. El edificio se conforma por 4 particulares torreones ubicados en las esquinas perimetrales representando los puntos cardinales y están cubiertos por chapiteles. La mampostería de piedra es predominante en la construcción, acompañándose de madera de roble, ambos materiales propios de la arquitectura de montaña, los cuales refuerzan su aspecto macizo e imponente fachada. Luego de que la aduana dejará de funcionar, este edificio ingresó a un estado de rápido deterioro, se sometió a importantes derrumbes por terremotos y desgastes naturales. Actualmente, se ha estado elaborando un proyecto para restaurar este simbólico lugar por sus valores arquitectónicos e históricos, mediante la creación de un museo local para atraer turistas a la región.

Situación Actual:

El 11 de diciembre de 1998, mediante el Decreto Exento N°1076, la Aduana Los Queñes se declaró Monumento Histórico. El 20 de junio de 2019 mediante Decreto N°E-291, se le concedió el uso gratuito del inmueble fiscal a la Municipalidad de Romeral, por un plazo de 20 años, para la ejecución, habilitación y mantención de las obras que comprenden el proyecto “Restauración y Puesta en Valor Museo Ex Aduana Los Queñes”.

Ubicación y alrededores:

El inmueble se encuentra emplazado en Camino Internacional a Argentina sin numeración, Ruta J-55, en la localidad Los Queñes, comuna de Romeral, región del Maule. Aduana Los Queñes se encuentra entre el río Teno y el río Claro, en un contexto residencial. La localidad de Los Queñes está ubicada a 36 km de Romeral, y es conocido por ser un panorama de balneario familiar de Curicó, es un lugar turístico en el que se practica la pesca, la excursión y el relajo.